Consejos para el cuidado de tus joyas

Si quieres que esas joyas que tanto te gustan, te duren mucho tiempo debes cuidarlas.

Procura no dormir, ni ducharte, ni bañarte en el mar con ellas, no pasa nada si lo haces alguna vez, pero el uso continuo las hará deteriorarse mas fácilmente.

Es conveniente evitar el exceso de sol o el cloro de las piscinas, sobretodo con las piezas bañadas en oro pues afectará a su brillo y a su durabilidad.

No uses ningún tipo de producto abrasivo para limpiarlas, podría rallar las piezas o incluso quitarle el baño de oro y afear tus joyas permanentemente.

Las cremas, los perfumes y el ph de la piel de cada persona influye en la conservación de las joyas y puede hacer que pierdan lustre o incluso que aparezcan manchas.

En caso de que tus joyas hayan perdido su brillo o se hayan deteriorado con el paso del tiempo puedo hacer algunos arreglos, ponte en contacto conmigo para hacerte un presupuesto.